BOLSO
Este práctico bolso, que podemos confeccionar al tamaño más conveniente para quien vaya a usarlo, nos servirá para múltiples usos, entre ellos, como porta-libros.
Los patrones, se pasan a un trozo de paño de tamaño adecuado a las medidas deseadas y después se cortan cuidadosamente, para conseguir que los bordes estén bien rectos.
En la parte inferior de cada costado del bolso se hace una costura a todo lo ancho de los mismos a unos cinco milímetros del borde. Esta costura abarcará también el fondo del bolso para formar una pequeña pestaña.
A continuación se cosen los costados principales con los laterales, consiguiéndose con esta costura, también, las pestañas correspondientes.
Las franjas rayadas que observamos en (A) en la parte superior de los costados principales, van reforzadas por su parte interior con un cartón grueso que será forrado con unas tiras de paño, para taparlo, por la parte de dentro y corriéndolo a todo lo largo y ancho de dichas tiras.
Las asas se harán con dos tiras de paño que asimismo pueden armarse con cartón para darles más resistencia, pudiendo observarse en el modelo terminado (c) su peculiar forma, para conseguir la cual no hay que doblar el cartón sobre sí mismo, en ángulo de noventa grados, ya que éste doblado no se verá, pues quedará oculto por las tiras de paño que lo forrarán.
Por último, se puede decorar el bolso con el muñequito (B) o con cualquier otro motivo gracioso, recortado también en paños de distintos colores.

0 comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.