CINTURON CANANA
Para confeccionar un cinturón canana como el que representa la emplearemos unos retales de badana de dos tipos, una más fuerte, para recortar de ella las piezas, y otra fina, para forrar el cinturón por detrás.
En (A 1) se da el cinturón propiamente dicho, es decir, se da solamente una mitad, que habrá de completarse con otra simétrica, en el cual, además de su configuración, podemos ver los lugares en que van fijadas la canana (4) y la pistolera (5).
Una vez cortado el cinturón se pespuntea en todo su contorno con hilo grueso, sujetando con la misma costura la badana del forro.
La hebilla (6) se monta con la correilla (3) y ésta se cose en el extremo izquierdo del cinturón, de forma que coincidan (a) con (a).
La lengüeta (2) se cose en el extremo derecho del cinturón en la misma forma, con lo que
coincidirán (a') con otra (a"), que no se ve en el dibujo por corresponder a la parte del cinturón no representada.
Para las pistoleras, que son simétricamente opuestas, cortaremos dos ejemplares y encimaremos la mitad izquierda sobre la derecha, doblando por la línea que se indica, cosiendo el espacio comprendido entre (x, y), que está indicado por la línea de trazos discontinuos.
Si en vez de pespunteado, este cosido se quiere hacer repulgado, habrán de practicarse a lo largo de este espacio una serie de pequeños taladros, equidistantes, para pasar la correilla de la costura.
La canana (4) se colocará en su lugar, cosiéndola sobre el cinturón con puntadas menudas en los lugares necesarios para formar los huecos donde se alojan las balas, coincidiendo (b, b") con (b, b"). La pieza (7) son unos flecos, también de badana fina, de los cuales cortaremos dos y coseremos a la parte inferior de cada una de las pistoleras.
En (B) se detalla la colocación de la hebilla y en (C) se da el modelo ya terminado.

0 comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.