GRANJA
A continuación damos los planos y esquemas necesarios para la construcción de un modelo de granja, que reproduce en miniatura (se puede hacer al tamaño deseado, para lo cual no hay más que ampliar convenientemente todos los elementos de que consta) una verdadera, con todo el lujo de detalles.
Recomendamos seguir fielmente las instrucciones que se dan a continuación sobre la forma de montar todos los componentes del conjunto, a fin de conseguir un óptimo resultado.
Esta completísima granja consta de los siguientes edificios, elementos y figuras, que una vez construidos podrán colocarse fijos sobre una gran peana, o bien dejarlos móviles, para
poder efectuar un gran número de combinaciones a gusto de cada uno.
— Casa de los granjeros.
— Granero y establo.
— Gallinero.
— Carro.
— Tractor.
— Aeromotor.
— Abrevadero y cerca.
— Figuras de personas y animales.
En (A) se dan las tres vistas de los edificios de forma que permite sacar las plantillas de cada una de las piezas necesarias para armarlos (paredes, tejados, etc).
Aquí también emplearemos contrachapado de 3 mm. para paredes y tejados y de 5 mm. para las peanas o pisos de los edificios.
Su montaje se efectúa como en los casos anteriores, y para dar mayor sensación de realidad se pueden calar las puertas y ventanas con la sierra de marquetería y pegar sobre los huecos, por la parte de dentro, trozos de celuloide o plástico transparente, para imitar los cristales.
En (B) se dan asimismo las vistas del carro, tractor, abrevadero y listones de la valla, los cuales se arman como se indican en los despieces correspondientes.
La torre del aeromotor (F) se cortará calándola con la sierra de marquetería en contrachapa-
do de 3 mm. y los rotores se recortarán en hoja de lata, montándolas sobre el soporte, que dejaremos giratorio. Si doblamos las aspas del rotor en ángulo de 30 grados aproximadamente, todas en la misma dirección, girará al impulso del aire.
Hay que advertir que los planos de los edificios y carruajes están realizados a escala mayor que las figuras de los granjeros y animales; es decir, que si ampliamos los edificios y carruajes al doble del tamaño dado, las figuras habrán de cortarse al mismo tamaño que se da en el dibujo, así como al aeromotor, para conservar la proporción entre unos y otros.
En (C) vemos en detalle cómo pueden ser las pequeñas peanas para que las figuras se mantengan en pie.
Ahora pasaremos a explicar la forma más conveniente de pintar los elementos de este modelo, y que es uno de los aspectos más interesantes, para conseguir un agradable acabado, ya que si no se combinan inteligentemente los colores que se empleen, podemos caer en la monotonía cromática o en entonaciones de mal gusto que harían desmerecer el trabajo.
Creemos que no se deben emplear en este modelo pinturas de esmalte con brillo, sino emplear pintura plástica, que como sabemos tiene una base de agua en vez de aceite, que le proporciona un tono mate al secarse.
No emplear el «gouache», ya que esta pintura es poco estable y habría que barnizarla, para preservarla, con lo que tendríamos el brillo que, precisamente, tratamos de evitar.
Las paredes de la casa, granero y gallinero se pintarán en blanco o crema y los listones de
las ventanas y cercos de las puertas en verde subido de tono, aunque, si así se desea, se pueden pintar en otro color, pero siempre teniendo en cuenta la armonización de los tonos.
El tejado del granero se pintará en un tono gris más bien oscuro, y los de la casa y gallinero en rojo vivo.
El carro y el abrevadero se dejarán del color de la madera.
El tractor irá de gris oscuro, imitándose los neumáticos con negro, y la valla puede ir de gris o verde, según se desee.
La torre del aeromotor será gris y las aspas se pintarán en purpurina plateada.
Los granjeros y animales irán en colores propios de cada uno de ellos, procurando darle, en cada caso, la mayor sensación de realidad.

Compártelo en: